martes, 19 de marzo de 2019

Comunicado de FAPA en relación a la mesa de negociación del calendario escolar

Desde FAPA Cantabria queremos reivindicar la legalidad y legitimidad de la mesa de negociación para el calendario escolar creada en la Consejería de Educación y exigimos al consejero Francisco Fernández Mañanes que haga lo mismo y diferencie claramente el calendario lectivo del alumnado del calendario lectivo y laboral del profesorado, algo que no parece muy interesado en hacer.

Entendemos y respetamos que la junta de personal docente exija negociar sus condiciones laborales dentro de la mesa sectorial de educación, y así debe de ser, pero la base fundamental de calendario escolar es establecer el mismo para el alumnado, por lo que entendemos que no es en el marco de la mesa sectorial donde se debe de negociar en la parte que al alumnado respecta. Así lo reconoce el Estatuto Básico del Empleado Público, que en su artículo 37-2.b) establece que “quedan excluidas de la obligatoriedad de la negociación: la regulación del ejercicio de los derechos de los ciudadanos y de los usuarios de los servicios públicos” y es evidente que el calendario escolar tiene como finalidad fijar el funcionamiento de un servicio público.

Incluso la Constitución Española reconoce en su artículo 23.1 que “los ciudadanos tienen derecho a participar en los asuntos públicos, directamente o por medio de representantes” y el 27.1 cita que “los poderes públicos garantizan el derecho de todos a la educación, mediante una programación general de la enseñanza, con participación efectiva de todos los sectores afectados”.

También debemos de recordar que el Acuerdo por la Educación para Cantabria, aprobado de forma unánime por el Consejo Escolar de Cantabria (CEC), recoge entre sus medidas que “el calendario escolar deberá ser acordado con la comunidad educativa”. Este acuerdo, que fue alcanzado en mayo de 2017 y aprobado por el Parlamento de Cantabria en mayo de 2018, fue nuevamente aprobado la semana pasada por la unanimidad del pleno del CEC como documento a aportar a la Consejería de Educación como propuestas de mejora para el sistema educativo, por lo que parece obvio que esta negociación está avalada por toda la comunidad educativa. Lo contrario sería poner en cuestión un acuerdo que ya se logró alcanzar en base a cesi nes realizadas por todas las partes.

Sin embargo, las organizaciones asistentes a la convocatoria de ayer (FAPA, CONCAPA y sindicatos de los centros concertados), la segunda que se realizaba, tuvimos que contemplar la desidia mostrada por el consejero, cuya única preocupación parece ser “cumplir el expediente” con la resolución aprobada en el Parlamento de Cantabria para la creación de esta mesa, llegando al punto de ser cuestionado sobre si nos estaba haciendo perder el tiempo. Ni siquiera se molestó en presentar una propuesta que al salir de la reunión descubrimos que ya andaba circulando.

Por todo ello, le exigimos qué, de una vez por todas, se comprometa no ya con cumplir una resolución unánime del Parlamento, sino con consolidar esta negociación como única forma de resolver una cuestión que lleva tres años generando problemas y disputas en la comunidad educativa.
FAPA Cantabria ha mostrado su plena disposición a poner en marcha esta negociación, y entendemos que es responsabilidad del consejero de educación darla plena validez y apostar por el acuerdo que se alcance en ella.


Comunicado para descargar en pdf

jueves, 7 de marzo de 2019

Comunicado de FAPA con motivo del 8M


Desde FAPA Cantabria queremos hacer público nuestro apoyo a las movilizaciones convocadas este viernes 8 de marzo para reclamar una igualdad real entre mujeres y hombres.

Tras el enorme éxito alcanzado en la huelga feminista del pasado año entendemos que hay que seguir reclamando los cambios necesarios, tanto a nivel laboral como social, hasta alcanzar una igualdad que las cifras no muestran todavía muy lejana.

España está situada en el puesto número 129 de paridad salarial, con sólo un 10% de mujeres en puestos directivos y el paro femenino es casi un 4% más alto que el masculino. Otro dato a tener en cuenta es el porcentaje de excedencia por cuidado de menores, que corresponde a mujeres en más de un 90%.

Además, seguimos soportando un alarmante número de casos de violencia de género y los datos de mujeres asesinadas se han disparado en lo que va de año.

La falta total de políticas que ayuden a la conciliación familiar es también un problema que afecta al desarrollo laboral y profesional de las mujeres, pues la precariedad de sus condiciones laborales hace que sean ellas las que renuncien mayoritariamente a sus trabajos para hacer frente al cuidado de hijos e hijas.

En estos momentos, en los que desde algunos ámbitos se intenta recuperar la segregación por sexos en la escuela o se financian con dinero público a instituciones educativas que promueven valores contrarios a la igualdad, se hace más necesario que nunca reivindicar una escuela pública fuerte que defienda la coeducación, la igualdad efectiva y real, la diversidad y la tolerancia. La escuela es también un espacio desde el que reconocer el papel de las cuidadoras y poner en valor su trabajo.

La educación en igualdad, que destierre estereotipos machistas de los libros de textos y las aulas, necesita los recursos necesarios para ello, y también una coordinación estrecha entre los diferentes agentes educativos. Por ello solicitamos a las administraciones públicas que no retrocedan en los caminos ya iniciados y mantengan y amplíen las medidas de coeducación, paridad y lucha contra los roles de género tóxicos desde el aula.

FAPA Cantabria respalda las movilizaciones del 8M por considerarlo más necesario que nunca para acabar con la brecha salarial, la discriminación por género y la violencia machista y pedimos a las familias que apoyen las movilizaciones convocadas para este día.




Comunicado en PDF para descargar

Carta de las familias de la escuela pública al presidente de Cantabria

Estimado presidente: No podemos empezar estas líneas sin antes trasladarle el agradecimiento de las familias a todos los esfuerzos que, tan...